subwater

  • SNI invoca al diálogo al Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento para no afectar la competitividad de la industria.
  • Gremio industrial advirtió que nuevo esquema tarifario hace pagar a la industria formal por el consumo clandestino de actividades informales y por la ineficiencia de Sedapal.

Jueves, 2 de noviembre de 2017.- La Sociedad Nacional de Industrias (SNI) planteó que el incremento en las tarifas de aguas subterráneas, que planea hacer la Sunass, sea de manera escalonada y no abrupta, al duplicar los precios actuales. Esto, pues el nuevo esquema tarifario pasaría de S/ 1.55 a S/ 3.208 por metro cúbico para consumos mensuales superiores a 1,000 m³. Ello, advirtió el gremio, impactaría significativamente en los costos de producción de las empresas.

La SNI informó que, de acuerdo con un estudio reciente de Macroconsult, la nueva tarifa por concepto de monitoreo y gestión de uso de aguas subterráneas, como lo propone Sunass, implicaría una reducción sustantiva en los ingresos y consecuentemente afectaría los resultados de las empresas, especialmente en los sectores textil, lácteo y alimentario. Sería como incrementar indirectamente la tasa del impuesto a la renta, indicó.

“A estos sectores, que demandan grandes volúmenes de agua, también hay que sumarles los rubros de calzado y papel. Hemos estimado que de imponerse esta tarifa, en estos sectores se generará un sobrecosto que finalmente impactará en los consumidores”, alertó el gremio industrial. Por ello, invocó al Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento, a establecer un diálogo técnico para no afectar la competitividad de la industria ni el precio final que pagarán los consumidores.

En ese sentido, advirtió que encarecer innecesariamente los insumos resta competitividad a la industria y desalienta las inversiones que justamente queremos atraer. Además, señaló que extraer el agua subterránea ya implica un costo de entre S/ 1.50 y S/ 2 por m³ para la industria, que Sunass no está considerando.

La Sociedad Nacional de Industrias precisó que los industriales no se oponen al pago por el agua subterránea, pero sí a que se les realice un cobro irracional y discriminatorio. “El ministro de Vivienda, Carlos Bruce, se pronunció públicamente sobre este tema y afirmó que entendía que no se podía cobrar altas tarifas de un solo golpe, por lo que sería mejor aplicarlas en forma escalonada. Estamos de acuerdo con eso; y, por ello, lo invocamos a analizar juntos técnicamente esta situación”, agregó.

Subvencionando a informales

El gremio manufacturero advirtió que en lo que respecta al volumen de agua asignado para el cálculo de los costos, Sunass no considera los volúmenes perdidos en el proceso de distribución de Sedapal. “Al 2015, el volumen de agua producido por Sedapal y perdido en el proceso de distribución equivale a 8.16 m³/s, lo cual representa el 36% de la producción total de agua de Sedapal”, detalló.

Además, precisó que la propuesta no menciona el tratamiento de los usuarios informales, quienes también son beneficiados por el monitoreo y gestión de aguas subterráneas. “Al no considerarse a los usuarios clandestinos (informales), dentro de la demanda para el cálculo de la tarifa, se genera un incremento importante en la tarifa de los usuarios formales con fuente propia”, añadió.

La SNI resaltó que se busca aplicar un recargo de 14% en las tarifas de usuarios industriales con niveles de consumo mayores a 1000 m³/mes, siendo estos los únicos que pagan una tarifa superior a la media. La SNI sostuvo que con estas acciones la Sunass transgrede los principios de eficiencia económica; de no discriminación de equidad social; y de transparencia establecido en su Reglamento de Regulación Tarifaria.